Cinema Nostrum

Blog de Rafael Nieto Jiménez, historiador del cine y empresario audiovisual

Aquí está mi nueva película: Todavía sigo vivo

Cartel Todavía sigo vivo

Parece ser que el confinamiento, durante los primeros meses de la pandemia, sirvió a muchos para hacer una pausa en esta absurda vida que llevamos y reflexionar sobre lo que uno quiere verdaderamente hacer con ella. En mi caso siempre ha estado claro: hacer cine. Pero, aunque ya lo había intentado anteriormente, todavía no me había atrevido a dirigir un proyecto de envergadura; es decir, a contar una historia de ficción con un desarrollo narrativo amplio y a realizarla con todos los medios técnicos y humanos necesarios para producir una película de verdad, aunque solo sea de 19 minutos. Por fin me decidí a gastarme mis ahorros y a rodarla durante cuatro días en julio. Y ahora ha llegado el momento de presentarla al equipo, los familiares y los amigos. Será el próximo día 28 de noviembre a las 12:30 en el cine Paz de Madrid. Y al evento están también invitados los lectores de este blog. La entrada será libre.

Escribir libros de cine es divertido a pesar del esfuerzo que suponen, pero no se puede comparar a un rodaje. Dirigir a una treintena de personas para conseguir un objetivo común es mucho más complejo, no depende de tus únicas fuerzas, pero da una energía de la que no era consciente hasta ahora y que resulta muy adictiva. Va a ser difícil volver a encerrarse en un archivo o una biblioteca después de esta experiencia, pero supongo que ya volverán las ganas en otro momento. Mientras, espero poder pronto unir de nuevo a otro grupo de personas para contar otra historia haciendo las más inverosímiles cabriolas para encajar el espacio y el tiempo en unas coordenadas lo más eficientes posibles, que es en lo que consiste un rodaje en realidad. El resultado en pantalla es otra cosa que solo debe ser valorado por el público, aunque yo sepa que ha quedado muy bien. Lamentablemente, el acceso a los espectadores es muy limitado para un cortometraje, y más cuando su contenido no se ajusta a la corrección socio-política que impera en los festivales –todos ellos patrocinados por castradoras instituciones públicas–, pero la satisfacción de haber conseguido acabar el proyecto no te la quita nadie. Además, siempre nos quedará internet para ampliar su difusión si la censura, cada vez más omnipresente, no nos lo impide también. Pronto lo comprobaremos.

Navegación en la entrada única

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: